La Alimentación de los Bebés Ebano SL

Cuando tenemos un bebé los primero que tenemos que hacer es brindarle una buena alimentación, ya que esta es la pauta principal para el desarrollo de nuestros pequeños. Lea el artículo y aprenda más acerca de la alimentación de los bebés...

Haga click aquí para leer más artículos en MediosyRedes.com

La alimentación de los bebés es un factor vital que hay que tener muy en cuenta. Los primeros dos años de vida son los que determinan muchas de las características de la salud del niño en su crecimiento; además, hay que mirar con lupa todo lo que se da previendo así las posibles intolerancias.

Los primeros cuatro meses son de dieta muy blandita basada en leche materna o leche de iniciación. Las tres semanas primeras se le da 7 tomas con 100 ml por toma aproximadamente.

El segundo mes 130 y se reduce una toma, y así sucesivamente hasta llegar al cuarto mes con solamente cuatro tomas de 230 ml. Esto siempre de manera aproximada dependiendo del tipo de bebé y los consejos del pediatra.

Después de esos primeros cuatro meses se empiezan a añadir alimentos diversos, siempre en pequeñas cantidades y con intervalos de una semana para observar las intolerancias. Se comienza con cereales sin gluten en el primer y último biberón del día. Al principio un cacito solamente y paulatinamente se van añadiendo más para espesar la papilla. Después de dos semanas aproximadamente se puede añadir papilla de frutas, con leche o solas, en la toma de la tarde. El más común y acertado es el plátano y también la manzana.

En los meses 6 y 7 se incluyen ya los purés de verduras, con puerros, zanahorias y patatas, la leche de continuación y a los pocos días (5 o 6) añadir pollo cocido y muy bien triturado (como mucho 50 g y gradualmente). Más adelante podrá añadirse carne de vacuno.

En el octavo mes se añaden los cereales con gluten; muy atentos en este momento porque se puede dar la intolerancia. Cada día hay más casos de niños celíacos y más alimentos apropiados para ellos.

Entre los 9 y los 11 meses se introduce el yogur natural mezclado con la fruta de la tarde. Y por la noche se incluye pescado o yema de huevo cocida en el puré de las verduras.

Cuando el bebé ya tiene un añito ya puede tomar el huevo con clara, siempre moderadamente y poco a poco, dejar de triturar y pasar a trocear los alimentos.

Al año y medio se añaden las legumbres y la leche entera de vaca. Es el momento en el que el niño debe empezar a comer de todo. Hay que recordar que es el momento de educar al niño en la alimentación. No acostumbrarlo a los azúcares extras ni al exceso de grasas.

El pediatra es el mejor consejero en la alimentación de tu bebé. Cualquier duda, consúltale.

Haga click aquí para leer más artículos en MediosyRedes.com
Artículos Similares